MENU

Proyecto del Mes

Con la ayuda de Kolping, Thadée y Sylvia han logrado fundar una ganadería.

Burundi: Ganado de valor

Burundi es uno de los países más pobres del mundo. Aproximadamente 10 millones de personas viven en una superficie del tamaño del estado federado alemán de Brandemburgo. El país está densamente poblado y las tierras son pequeñas. Es aún más importante hacer llegar los nutrientes necesarios al suelo. Siguiendo el ejemplo de Tanzania La Obra Kolping Burundi cuenta con la fabricación de compost. El estiércol necesario está producido por los animales de las especies caprina, bovina y porcina.

Protais N fue uno de los primeros miembros Kolping que recibió las primeras tres cabras de la Obra Kolping en 2009. Entretanto, ha pasado varios animales a otros Kolpinistas y cuenta con un rebaño de cabras bastante grande. Ha logrado incluso comprar una vaca. Estos animales logran los fines para los que fueron comprados: producen estiércol valioso para el montón de compost de Protais. Se puede ver los efectos positivos de abono orgánico en los campos de maíz. Las plantas alcanzan una altura de casi 2 metros, las hojas son de color verde oscuro y son sanas, mientras que las plantas en las tierras sin abono orgánico son mucho más pequeñas con hojas de color amarillento.

Kolping Burundi está escribiendo una historia de éxito: Los campesinos reciben una formación en la producción  de abono orgánico, y además reciben los animales. Veterinarios están a disposición para controlar la salud de los animales. Las Asociaciones nacionales de Burundi y Ruanda apoyan a los pequeños agricultores en la comercialización de los animales y de los productos animales.

Son particularmente las mujeres que benefician de la ganadería: Ellas se ocupan de los animales y administran los ingresos. Por regla general, las mujeres también se ocupan del bienestar familiar – por ejemplo, utilizan los ingresos obtenidos por la ganadería para comprar artículos higiénicos o medicina. Igualmente necesitan el dinero para pagar los estudios escolares de sus niños. En el mejor de los casos, las familias pueden realizar inversiones necesarias; por ejemplo compran semillas o herramientas agrícolas o ahorran el dinero para casos de emergencia. Con frecuencia, la ganadería es un proyecto común de una Familia Kolping, que tiene efectos a otra gente: Los primeros descendientes son entregados gratuitamente a otras familias para que puedan crear sus propios rebaños.

Sólo en el año 2013, se distribuyeron 226 cabras y 65 cerdos. Sin embargo, la demanda es todavía considerable, porque un número creciente de Familias Kolping quiere tener cabras, cerdos o vacas.

Pueden apoyar este proyecto bajo la palabra clave “PM-Burundi”:

Sozial- und Entwicklungshilfe des Kolpingwerkes e.V.
Pax-Bank, Köln
BIC: GENODED1PAX
IBAN: DE97 3706 0193 0015 6400 14